Homeopatía

    En el organismo holístico influenciado por el entorno en un intercambio continuo, cualquier estímulo impacta y en algunos casos, dependiendo de su fuerza y color, logra desequilibrar la energía vital. Depende entonces de cuán saludable se encuentre para recuperar el estado de bienestar previo. Si su condición es susceptible enfermará y esa enfermedad será sólo la cara visible del desequilibrio energético.
    Cada vez que algo inesperado nos sucede, nos enfrentamos a la novedad y hacemos con ella lo que podemos: la aceptamos dándole la bienvenida y disfrutamos de ella tal como es, la rechazamos y guardamos en un cofre bajo tierra, convivimos con ella con dudas, con confusión tratando de explicarnos que pasa o intentamos evitar el hecho de verla a nuestro lado. Cualquier conflicto con esa novedad va a afectar el todo y a manifestarse en dolencia física-psíquica-mental-espiritual. Es en ese momento cuando el médico homeópata actúa.
    En el encuentro médico-paciente sin juicios y de igual a igual se da rienda suelta a la expresión. Este es el punto de partida indispensable. De aquí en más todo lo que surja en el transcurso, recibirá atención y tratamiento. Y cada resolución por pequeña que sea, fortalecerá, tanto al paciente como al médico, en este intercambio amoroso que se da entre seres abiertos a la espontaneidad.
    La única manera de curar es desde el todo, entrando por una misteriosa y definida clave: el síntoma homeopático, como una puerta a lo desconocido. El paciente acompañado por el médico, encuentra, se anima a mantener presente cada descubrimiento aunque duela y trabaja en el proceso de sanación. El medicamento homeopático único, acompañará permanentemente, con sus características de similitud, estimulando a la energía vital para recuperar el equilibrio perdido.
    En mi caso, siendo además terapeuta gestáltica, puedo aportar mis conocimientos para ahondar en las profundidades y así predisponer al descubrimiento del cúmulo de lesiones no sanadas a lo largo de la vida. Desde lo que parecería algo sin importancia hasta el más grave de los acontecimientos.
    Apoyarse en la seguridad y confianza, volver a creer en las genuinas capacidades y asimilar las nuevas, pararse en los propios pies, hacerse responsable y consciente de cada acto, sentirse contenido y disponible para dar cierre a situaciones abiertas, fluir en las relaciones y los vínculos, es lo que la Terapia Gestalt ofrece.
    La Homeopatía Unicísta y la Terapia Gestalt confluyen en una combinación virtuosa y sinérgica, una fórmula de una potencia liberadora y pura, que llevará a la armonía holística del propio organismo en sí y en su relación con el entorno.

    Dra. Adriana Gaite

    Dra. Adriana Gaite - Homeopatía
    MÉDICA (M.N. 71.953) – Facultad de Medicina – Universidad de La Plata
    HOMEÓPATA UNICISTA – Asociación Médica Homeopática Argentina
    Socia titular de la Asoc Med Homeop Arg – Ayudante de Cátedra Dr. Roque Penna.
    TERAPEUTA GESTÁLTICA – Centro Gestáltico San Isidro.
    Especialista en Terapia Relacional.

    Galería

    Ubicación

    Zona Palermo

    Consultorio Zona Palermo

    Soler 4417 – Palermo Soho, CABA

    Zona Don Torcuato

    Consultorio Zona Don Torcuato

    Valparaíso 2586 – Don Torcuato, Pcia. de Buenos Aires

    Contacto

    Podés contactarte con la Dra. Adriana Gaite escribiéndole a info@adrianagaite.com.ar o llamando al
    +54.9.11.6889.0090.